Recorriendo Guadalajara a través de sus sendas

Desde el Ocejón, una navidad montañera

Llegan las fechas navideñas, llega el turrón, las felicitaciones, los buenos deseos, las comidas de empresa, las cenas en familia, los regalos, el Año Nuevo y por supuesto los Reyes Magos.

Pero también llegan las tradiciones que, a pesar de los años, esta vez solo 48, no se quieren perder; es mas cada año va a más, cada año que pasa más y más gente quiere pasar un día, unas horas en una de las cimas montañeras más características de Guadalajara; ha habido año de más de trescientas personas en la cumbre.

El pico Ocejón acoge, desde hace casi medio siglo, una navidad montañera. Esta celebración, que al principio fue única y pionera en la región centro, (ahora ya hay muchos clubs y grupos que lo han tomado como propio) comenzó a celebrarse tras la fundación del Club Alcarreño de Montaña haya por 1970. Recuerdo que en ese primer año se subió un belén por iniciativa de la Asociación de Belenistas de Guadalajara que quisieron colaborar con el evento. Todos los años se sube un belén, algún año ha sido de hierro, que su trabajo nos costó; en otra ocasión de alabastro, que cada figura pesaba más que la propia mochila y la mayoría de las veces se sube un pequeño nacimiento metido en una caja de cartón en la mochila. Hemos visto belenes de todo tipo, pero sin lugar a dudas los que más han impactado han sido los realizados artesanalmente por cualquiera de los miembros del club o los traídos de lugares exóticos por viajeros empedernidos.

Esta fiesta de exaltación montañera y navideña siempre tiene lugar el domingo anterior a Nochebuena, y para conocerla mejor remito al lector a la publicación “Tradicional Navidad Montañera”, que se publica en la web del Club Alcarreño de Montaña con textos escritos por el montañero Agustín Faus y que explica acertadamente.

Subir al Ocejón es fácil, se puede hacer bien desde Valverde de los Arroyos, (en nuestra web explicamos esta subida) o bien desde Majaelrayo. Es tradición que los miembros del Club Alcarreño de Montaña lo hagan desde esta última localidad serrana. Para aquel que este año quiera acompañarlos, recordar que la misa que se oficia en la cima es a las 12 de la mañana, seguidamente se cantan los villancicos tradiciones en las alturas y hay quien lleva productos típicos navideños: sidra, dulces, turrones, mazapanes…. que son degustados por las muchas personas que alcanzan la cumbre esa mañana

Para llegar hasta ella se tarda entre dos horas y media a tres, a paso tranquilo, por lo que es conveniente, si se quiere estar a medio día en la cima, subir con tiempo suficiente. Este año parece que la climatología va a respetar, pero aun así es conveniente subir perfectamente equipado con la ropa adecuada, y utilizar la máxima de “capas de cebolla”, es decir ni muy abrigado y ni muy ligero. Con dos o tres prendas de ropa es suficiente. No olvidemos los guantes, el gorro, las gafas de sol y unas buenas botas. A primera hora de la mañana suele hacer frío, que seguro mejorará a medida que avance la jornada. Tampoco hemos de olvidar llevar agua y algo de comida en la mochila.

Y poco más hay que decir, este año el 23 de diciembre todos los montañeros que lo deseen tienen una cita con la cumbre del Ocejón a 2048 metros, y que los cánticos de los villancicos montañeros se oigan en toda la provincia.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *